Más de Nuestra Raza

ORIGEN:

El “Cane Corso”, es una raza canina de origen italiano descendiente del “Canus Pugnax”, el cual era utilizado como perro de guerra en la antigua Roma, escolta y guardia para la protección privada por su fuerza y aspecto.

Su nombre es relacionado a su apariencia, ya que su imponente estructura propia de todos los molosos, es la que define Corso: quiere decir “fuerte, robusto, potente”.

Por muchos años esta raza estuvo olvidada hasta que en 1973 un grupo de entusiastas se puso en la tarea de recuperarlos y darlos a conocer dentro y fuera de Italia. Su reconocimiento oficial se dio hasta enero de 1994, cuando la mesa de trabajo de la SACC (Societá Amatoria Cane Corso) aportó la documentación, fotos, datos y muestras de ejemplares típicos para defender su existencia y antiquísimo origen ante la ENCI (Ente Nazionale di Cinofilia Italiano).

La popularidad que el Cane consiguió en toda su país de origen, quedó plasmada en numerosos testimonios artísticos, pinturas, esculturas y relatos de diferentes épocas, que dan prueba de la antigüedad de este animal. Sin embargo, con el tiempo fue perdiendo el favor de la gente, a excepción de áreas del sur de Italia donde se siguió conservando a corsos y mastines como animales de protección personal o auxiliares para la caza.

Si desea ver la ficha completa, puede hacer clic en el siguiente botón:

  Descargar Ficha


hembra
cachorro

Su aspecto es robusto y fuerte y el tamaño varía de medio a grande. El Cane Corso es uno de los dogos más elegantes que existen, sin perder por eso su robustez, su cabeza es ancha y ligeramente convexa en su parte anterior. La nariz es negra y el hocico es mucho más corto que el cráneo. Los ojos son ovalados, medianos y de color oscuro.

Las orejas son triangulares, colgantes y de inserción alta. El pecho es ancho, profundo y largo. La cola es de inserción alta y muy gruesa en la base. Todos los estándares de la raza indican que debe ser amputada, pero esta es una tradición que ha desaparecido. El pelaje es denso, brillante y corto. Presenta una capa interna de pelo delgado. Puede ser de color negro, gris plomo, gris pizarra, gris claro, leonado claro, leonado oscuro, rojo cervato o atigrado.

Seleccionado y criado durante cientos de años como animal de trabajo para convivir con las personas y con otros animales. Con las personas desconocidas es distante y suelen ser muy seguros de sí mismos, actuando de forma proporcionada en todo momento. Está alerta ante cualquier situación extraña y es muy inteligente. No es un perro que busque enfrentamiento, pero cuando es necesario se transforma en una auténtica fiera para defender a los suyos.

Una de sus principales cualidades es la lealtad, su independencia, territorialidad y protección hacia sus amos, creando con ellos un vínculo muy estrecho, es especial, con los niños, a quienes les brinda protección y cuidado.

Contrario a otras razas con similares características, es muy paciente, cuidadoso. Además, es muy atlético porque le gusta ejercitarse.

  • Energía:
    Nivel alto, tiene mucha energía y es muy activo.

  • Temperamento:
    Muy leal, dócil y obediente, se comporta de forma muy afectuosa con su vigoroso y activo, es muy valiente y vigilante. Fiero guardián de la propiedad, de la familia y del ganado, es muy ágil y responsable.

  • Adaptabilidad:
    Media/Alta, puede amoldarse a la vida en un entorno urbano, pero su hábitat natural es el campo y los espacios abiertos en plena naturaleza.

  • Sociabilidad:
    Media/Alta, adora a su amo y se lleva muy bien con los niños, pero es bastante receloso con los extraños.

  • Salud:
    Buena, por sus dimensiones, muestra tendencia a padecer problemas articulares.

  • Longevidad:
    Vive una media de 10 a 12 años, que es alta en comparación con otras razas de esta envergadura.

  • Utilidad:
    Versátil, básicamente es un perro de guarda y defensa, pero también de compañía.

  • Utilización:
    Guarda, protección, compañía, perro policía y perro de rastreo.